Conferencia Episcopal

Artículos y entrevistas

Bodas de oro como religiosa

 

Siempre me he sentido amada por Aquel que me llamó

 

Me llamo Mª Jesús y soy hermana de la Caridad de Santa Ana. El día 15 de marzo celebré las bodas de oro, mis 50 años de vida consagrada. Fue un día inolvidable. Rodeada de mis hermanas, familiares y amigos celebramos la Eucaristía de acción de gracias, en la que renové mi consagración a Dios.

¿Cómo empezó mi vocación? Era un 13 de mayo (siempre he pensado que la Virgen ha sido mi intercesora). Sentí un impulso muy fuerte que me decía: “Deja todo y márchate monja”. Fue así de repente. Estábamos un grupo de amigas que éramos Hijas de María. Íbamos los domingos por la tarde a la escuela dominical y de voluntarias a la clínica provincial. Allí conocí a las hermanas de Santa Ana y aseguré más mi vocación.

Después de hacer el noviciado, mi vida religiosa se ha desarrollado en tres comunidades (Fraga, Huesca y Almudévar) y en todas ellas me he sentido muy feliz porque siempre me he sentido amada por Aquel que me llamó. Realizo mi trabajo y mi misión con esa ilusión de hacer feliz al hermano que está a milado.

En este momento formo parte de la misión rural en Almudévar. Empecé con los niños de la guardería y ahora tenemos un proyecto de acogida a inmigrantes y también ayudo en la parroquia visitando ancianos y enfermos.

Pido al Señor día a día que siga dándome su paz y su esperanza.

Hna. María Jesús Ancho

 

19.07.2009

 

Ir al índice de artículos y entrevistas del curso 2008/2009

 

Obispado de Huesca - Plaza Catedral 8 - 22002 Huesca

 

mapa     callejero              Teléfono 974221027 - Fax 974220679                  Aviso legal